Cosas de Jorge

miércoles, 24 de septiembre de 2014

Crepes de pechuga




En esta ocasión os traigo una espectacular y sencilla receta, en casa solemos comprar los pollos enteros (son mucho más baratos) y los troceamos en casa.

Tanto Silvia como yo nos pirramos por sus alitas frititas y sus cuartos traseros que son más grasositos, en cambio, las pechugas siempre son la opción para cuando no hay otra cosa…

En esta ocasión he querido prepararla de una forma diferente, la idea proviene de la web “El saber culinario” que me pareció una sencilla opción, libre de grasas y muy sana, en su receta “Pollo al vapor con curry o cómo cocinar el pollo para comer más sano”.

Aunque soy fanático del curry, en esta ocasión he preferido hacer la pechuga simplemente tal cual y cocerla solo salándola ligeramente, aprovechando que iba a hacer unas verduras al vapor, coloque las pechugas en mi hervidor eléctrico, mientras que en otra bandeja se me cocinaban las verduras que así se cocina gratis, además el pollo pillaría algo de las verduras (judías verdes) y las judías del pollo, que también es gratis.

Ingredientes (2 personas):

2 crepes congelados (también podéis hacerlos)
1 pechuga
4 espárragos de lata
Lechuga (use esas lechugas variadas y troceaditas que venden en bolsas)
Sal
Aceite
4 filetes de boquerones en vinagre
3 aceitunas rellenas
Mostaza (opcional, para mi gusto su sabor es muy fuerte, pero tendré que gastar la mostaza que tengo en la nevera algún día)
Ketchup

Preparación:

A pesar de que viendo la foto, la presentación es espectacular, esta receta es sencillísima de realizar.

Sobre el plato de servir colocamos el picado de lechugas, añadiendo sal y aceite.

Introducimos las crepes en el microondas, según las instrucciones del fabricante y el capricho de nuestro microondas (1-2 minutos).

Abrimos una lata o bote de espárragos en conserva.

La pechuga de pollo previamente deshuesada ya la tenemos cocidita (en caso negativo podemos cocerla al vapor o simplemente en el microondas) y la cortamos en dos longitudinalmente.

Una vez fría la pechuga la envolvemos colocándole dos espárragos a los lados (para darle la jugosidad que la pechuga no tiene) envolviendo espárragos y pechuga en los crepes.

Colocamos sobre la cama de lechuga en platos individuales y decoramos.

Sobre el centro de la crepe hacemos una línea roja con el kétchup.

Partimos por la mitad 3 aceitunas rellenas y colocamos encima de la línea roja del crepe.

Colocamos los filetes de boquerones en vinagre entre las mitades de aceituna.

Decoramos un poco más con la mostaza, sin abusar.

En mi caso acompañamos de un gazpacho de sandía sólido.